[Hum}– Del ‘amor’ entre gallegos y argentinos: La viuda gallega

Una mujer gallega, ya mayor, enviudó, y tres días después del sepelio una amiga suya de la infancia, que ni siquiera sabía que el marido de su amiga estaba enfermo, vino a visitarla para darle sus condolencias.

—¿Y de qué murió tu Manolo, Maruca?—, le preguntó la amiga.

—De una canción de protesta, Luisa. ¡Qué desgracia!

Al oir esto, la hija de la viuda, que estaba en la habitación contigua, salió y dijo:

—Mamá, te lo repito otra vez: papá no murió de una canción de protesta, sino de cáncer en la próstata.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *